Soñar con Gatos

soñar con gatos

¿Qué significa soñar con uno o más gatos? El gato siempre ha sido un animal multifacético, adorado desde la antigüedad pero también temido, probablemente por su naturaleza aparentemente fría y desprendida. El gato encarna el ideal del engaño pero, al mismo tiempo, su asociación con lo más sensual es innegable.

Soñar con un gato puede indicar el deseo de expresar la sensualidad femenina, pero también el deseo de ser amado. Con mayor frecuencia, aquellos que sueñan con este animal necesitan libertad al encontrarse en una situación enjaulada.

Tabla de Contenido()

    Soñar con un gato que da a luz o gatos que pelean

    Al igual que con todos los demás sueños, en este caso también, soñar con un gato debe contextualizarse para evaluar mejor las diferentes situaciones. Soñar con un gato que da a luz o gatitos es sinónimo de liberación de los instintos o impulsos que pueden conducir a acciones equivocadas. Soñar con disputas entre dos o más gatos indica un conflicto interno o con alguien que está muy cerca.

    Soñar con un gato muerto o herido

    Si sueña con la muerte de un gato o un gato muerto o herido , puede indicar una decepción que está experimentando o una situación desagradable o difícil de tratar que está tratando de negar. A veces, soñar con un gato moribundo también indica una fuerte sensación de soledad.

    Soñar con un gato según los colores.

    Cualquiera que sueñe con un gato blanco puede considerarlo auspicioso. También indica que tienes una naturaleza sexual libre y vivida. De lo contrario, si el gato blanco es agresivo, indica que la sexualidad de uno es mal vivida.

    Los que sueñan con un gato negro o gris deben tener cuidado porque es un símbolo de mala suerte. Además, también refleja malestar psicológico como angustia o ansiedad. A veces sueñas con eso después de un duelo como símbolo de cambio.

    Los que sueñan con un gato rojo son muy apasionados. Sin embargo, si el gato parece agresivo, significa que aún no estás listo para vivir tu sexualidad, pero hay algo que lo bloquea.

     Otros significados e interpretaciones de soñar con gatos

    Cuando en un sueño el gato ataca, puede indicar que en la vida real hay una mujer que intenta poner los palos en las ruedas, incuba la ira y no comparte sus opiniones. Por lo general, un hombre que sueña con un gato que se rasca es porque experimenta placer y sexo con pasión.

    Soñar con tu gato es como hacerse pasar por el animal. Si esto se escapa, indica la necesidad de escapar de la rutina. De lo contrario, también puede indicar un niño o un pariente cercano que necesita atención.

    Luego están aquellos que sueñan con muchos gatos juntos y quieren decir que necesita ser independiente, necesita buscar su autonomía. Los que sueñan con un gato cariñoso están en paz con el sexo opuesto.

    Como en el caso de aquellos que sueñan con un perro que habla, incluso el gato que habla en un sueño tiene algún mensaje que comunicar. Por lo tanto, es importante prestarle atención.

    Tenga cuidado de soñar con un gato sin cola : Indica una pérdida de poder.

    Leyendas populares

    Soñar con el gato tiene diferentes significados en las diversas culturas que se han seguido a lo largo de la historia. Por ejemplo, los babilonios pensaron que si un gato era atrapado en un sueño, los deseos se harían realidad, mientras que los egipcios si veían a un gato dar a luz en un sueño , asociaban el nacimiento con una excelente cosecha o la llegada de muchos niños.

    Para el antiguo escritor y filósofo griego Artemidorus, soñar con un gato significaba adulterio, mientras que para los musulmanes el gato es un símbolo sagrado que indica un lugar en el paraíso, un poco como los chinos que piensan que cuidar a un gato vivo puede proteger vida futura. Por otro lado, los cristianos asocian los gatos con el maligno y la traición.

    Premoniciones

    Por lo general, soñar con un gato no es un buen presagio. De hecho, presagia algo negativo si no puedes alejarlo; incluso solo su maullido puede indicar la voz de un falso amigo o un oportunista. Normalmente un gato indica engaño, malicia, misterio o intuición.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Usamos cookies para mejorar la experiencia de los usuarios en nuestra web. Saber más